lunes, 21 de julio de 2014

IX-GREMIOS Y ASOCIACIONES


1. Casa sindical

El 28 de febrero de 1988, fue inaugurada la Casa Sindical de El Callao con el nombre de la Negra Isidora, líder durante mucho tiempo de  ese distrito aurífero.
            Al hacer memoria de los primeros tiempos del sindicalismo, Ángel Zerpa Mirabal, presidente de Fetrabolívar y diputado por el Estado Bolívar, situó en 1935 la fundación del primer sindicato. Precisamente ocurrió en El Callao impelidos sus dirigentes naturales  por las condiciones de trabajo de un gran contingente humano absorbido por empresas foráneas explotadoras del oro.
            Recordó a Alfredo Bolívar, Juan Aponte, Francisco Inserri, Carlos Smoll, Gumersindo Yori, Peterson Paigo, Fabricio Gómez y José de Jesús López, como los iniciadores del Sindicato de Trabajadores del Oro de El Callao, que reemplazó a la Asociación de Mutuo Auxilio de Empleados y Mineros que funcionaba desde 1932.
            Era una casa de berro y piedra la sede del primer sindicato y sobre sus escombros fue construida una moderna que cuando el dólar estaba a 4, 50 costó a Minerven dos millones 850 mil bolívares.
            El primer Sindicato del Oro fundado en El Callao en 1935 no pudo legalizarse sino en 1946. Durante todo ese ínterin tuvo serios inconvenientes en su esfuerzo por un reconocimiento legal tanto de las empresas del oro como del propio gobierno. Aguerridos sindicalistas como Juan Bonnet y Anselmo González fueron expulsados de El Callao señalándoseles como enemigos de la paz laboral.
            Fue también en El Callao donde se dio la primera huelga del estado Bolívar. Ocurrió al comienzo del gobierno de López Contreras. Duró treinta días y fue disuelta policialmente. Los dirigentes José de Jesús López y Perucho Peraza abandonaron las minas disfrazados de mujer. Las empresas francesas La Mocupia y laa New Gold Fields Of Venezuela no cedieron a las reivindicaciones planteadas por los directivos del sindicato, alegando que el conflicto les había acarreando cuantiosas pérdidas.
En el estado Bolívar para 1939 el movimiento sindical especializado como el de La Electricidad, Minas de Oro de El Callao y el de Caleteros, era incipiente y comenzó a tomar cuerpo a raíz de la Revolución de Octubre del 45.
En Ciudad Bolívar, unas de las poblaciones más cosmopolitas de Venezuela, llegaron a coexistir las actividades artesanales con los obreros y otras de carácter proto-industrial en la llamada Sociedad Cooperativa de Artesanos y Obreros que enarbolaba una bandera blanca con letras negras. Se refundó con 73 miembros en octubre de 1915 y de ella dependía una Escuela Nocturna para artesanos.
La directiva en 1939 la integraban Antonio Levanti, en calidad de presidente; Felipe Hernández, vicepresidente, y secretario Manuel S. Kroney.  Para celebrar el 24 como Día del Obrero, el gobernador Ovidio Pérez Ágreda, conjuntamente con el secretario de Gobierno, doctor J. M. Gómez Rangel, decretó un programa que incluyó la inauguración de la nueva Casa de Gobierno (dos plantas), almuerzo para los obreros, entrega de ocho equipos de baseball a los clubes organizados, inauguración de la Escuela de Enfermeras bajo la dirección del doctor Jorge Figarella y ofrenda en el cementerio a Juan Bautista Dalla Costa, Ramón Isidro Montes, Manuel Felipe Flores hijo y Antonio Valera Villalobos, propiciadores y defensores del movimiento obrero.
En Venezuela la actividad sindical organizada comenzó en 1936 a raíz de la muerte de Gómez, pero el primero de mayo como día del trabajador fue adoptado por el Gobierno de Isaías Medina Angarita en 1945. Desde entonces se ha venido celebrando la fecha ininterrumpidamente hasta nuestros días.  A partir de 1962; a poco tiempo de ser derrocada la dictadura de Marcos Pérez Jiménez comenzaron a desfilar los obreros ya organizados en sindicatos afiliados a federaciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario